Skip to content

TURISMO DE POSTGUERRA

Al terminar la segunda gran guerra, se reinicia la corriente turística a Yucatán,  BARBACHANO´S TRAVEL SERVICE THE OLDEST AND THE MOST DEPENDABLE TRAVEL AGENCY IN MEXICO , SUCCESSOR OF MAYALAND TOURS, lanza su primer folleto turístico de esta nueva era, donde por primera vez aparece el dibujo de un avión en su folleto. Esto nos recuerda que el viajero ya prefiere el uso de este nuevo aparato que en dos horas une a Mérida con: Nueva Orleans, la Cd. de México, Miami, La Habana o Guatemala. La antigua pista donde aterrizaban los primeros aviones en el campo del Fénix, es abandonada y la Compañía Mexicana de Aviación construye un nuevo aeropuerto.Gradualmente el número de vuelos aumenta así como la capacidad de los aviones , el nuevo aeropuerto de arquitectura tropical es muy pequeño y pintoresco , en la terraza del segundo piso estaba el mirador y el famoso AEROBAR. El nuevo folleto al que nos referimos 1948-1949 ofrece tours más largos, itinerarios para visitar diferentes puntos de la península , que duraban  hasta 10 días con todos los servicios incluidos.

mapa1

Pronto Don Felipe Escalante Marín se alista para hacer ofertas similares , en esos años recordemos que los turistas visitaban muchas más cosas que los sitios arqueológicos como:Pueblos con sus mercados, placitas,fábricas de tortillas y las casas de los habitantes de la región que al principio se asombraban al ver llegar a estos extraños,también se visitaban los planteles de Henequén para admirar y tomar fotografías del proceso de desfibración de las hojas de henequén y como se convierten en fibra, así como las bellas haciendas coloniales cercanas a la ciudad de Mérida, y en el camino hacia los sitios arqueológicos. Naturalmente eran pocos los vehículos que transitaban en las carreteras angostas y los autos transportando a los turistas podían contarse con los dedos de las manos.Hacia 1955 aparece el folleto a colores y con fotografías, algunas a colores y otras en blanco y negro, con los itinerarios, y  los precios de los vuelos de las aerolíneas que llegaban a Mérida entonces,MEXICANA DE AVIACION y PAN AMERICAN WORLD AIRWAYS,así entre los vuelos incluidos leemos: San Francisco-Mérida viaje redondo en primera clase $284 dólares  y en  la clase turista $217 dólares con 12 centavos o el vuelo  La HABANA – MERIDA en primera clase $68 dólares con 40 centavos  y en la clase turista $53  dólares, con servicio de lujo, en aviones DC-6Bs.En este proyecto la Agencia BARBACHANO ofrece Taylor -Made Tours,with 30 YEARS OF EXPERIENCE .

folleto

En esos años Olegario González quien era el representante de BTS en el aeropuerto vivía básicamente allí, ya que era frecuente el retraso de los vuelos , y muchas veces el último vuelo en lugar de llegar a las 11 de la noche llegaba en la madrugada.  Así, él y los transportistas se quedaban dormidos en sus autos .En esos años los alimentos de los viajeros no eran problema, ya que habían cenado a bordo del avión escogiendo del menú del dia y una buena dotacion de vino para recompensar el retardo.También es de mencionar que el servicio de comidas se hacía en platos de porcelana cubiertos de metal y vasos de cristal.

avión1

Ya desde entonces los yucatecos eran conocidos por su buen diente y por la variedad y sabor de nuestra comida,así Frances Toor escribe en los años 40 en su guía turística:”En Mérida la comida es excelente,muy abundante y de gran sabor,la Cochinita Pibil es muy sabrosa, así como el pollo pibil, ambos cocidos en hoja de plátano;el pavo en relleno negro es servido en una sabrosa salsa de color negro, el escabeche de Valladolid es un pavo asado con cebolla y chile no muy picante; o el chocolomo, para ayudar en la cruda;también tiene muchos otros platillos y bocadillos como los panuchos salbutes,codzitos,papadzules,tamales”nos menciona desde los restaurantes de los hoteles hasta comederos en el mercado principal y en las plazas de los suburbios como el chato X´pil, cerca de la Iglesia de San Sebastián o la famosa cantina “La Prosperidad” (ahora cerrada)que durante décadas fue uno de los obligados a visitar para los turistas que venían a la blanca Mérida.Sobretodo el turismo Nacional donde a veces llenaban el lugar.Estas cantinas y otras ofrecían shows -Vaudeville(Sexy singers,leggy dancers and dirty sketches) que causan gran alboroto y carcajadas entre los asistentes todo esto mientras disfrutan su cerveza helada;también menciona la casa de huespedes Rodríguez, desaparecida hace 4 décadas,situada contra esquina de la Universidad y frecuentada por los jovenes universitarios de entonces por sus medias noches y cremas moriscas; LA CASA DE HUESPEDES,sobre la calle 62 donde cobraban 1 dólar por dia, y donde hasta el dia de hoy llegan los mochileros.

Marylin Monroe llegando a la ciudad de méxico

Marylin Monroe llegando a la ciudad de México en un avión de la compañía Mexicana de Aviación.

 

También menciona la vida alegre en los parques y la trova yucateca que los músicos ofrecen en el zócalo de la ciudad,el museo de arqueología, las casonas coloniales en el centro de la ciudad con sus patios interiores;también menciona los monumentos como la catedral,la Casa de Montejo ,el Palacio de Gobierno,el Monumento a la patria,hasta donde llegan los turistas en coches calezas tirados por un caballo  y avanzan lentamente por las calles de la ciudad,que tenían circulación en doble sentido;también los yucatecos entonces usaban el coche caleza en lugar de los coches automotores, ya sea para llevar sus compras del mercado o como para dirigirse a cualquier punto de la ciudad que entonces tendría alrededor de 150 000 habitantes y pocos miles de vehiculos.

Como anotamos antes, grandes cambios suceden en la industria turística a partir de la postguerra, cuando Don Felipe Escalante Marín Don Felipe Escalante Maríninaugura la competencia en 1947, al empezar a operar Yucatán Trails, la segunda agencia de viajes en Yucatán (Don Felipe, ya laboraba en turismo desde 1941, y para 1945 empieza a construir el pequeño hotel Cunanchén; su brazo derecho es su hermano Manuel Escalante Marín, quien es muy inquieto y como veremos más adelante se va a trabajar a Los Ángeles, Nueva York y otros lugares.  Durante los años 60’s Don Felipe tiene un nuevo brazo derecho, su hijo Pedro, quien se hace cargo de la operación en Chichén Itzá). La tercera agencia en el estado llega 10 años después cuando Don Arturo Díaz Solís inaugura el Colón Travel Bureau en el lobby de su Hotel Colón, situado en la calle 62 entre 57 y 59. Este hotel ofrece cuartos con aire acondicionado y la novedad en la ciudad al ofrecer baños de vapor con piscinas privadas.

Ernesto Pérez Ruíz

Don Ernesto Pérez R.

 

Muchos jóvenes se incorporan al turismo como Don Ramiro H. Carrillo Herrera, quien como ejecutivo de Mexicana y luego hotelero y agente de viajes dedica su vida al turismo. Sarita Sosa Ortiz, hotelera de corazón, Francisco Barroso Polanco, gerente local de Mexicana de Aviación y fundador de la Agencia de Viajes Barroso, Don Ernesto Pérez Ruíz, quien desde muy jóven es el auditor nocturno del hotel Mérida,luego empieza a laborar como guía de turistas y posteriormente funda varios hoteles en Yucatán como el Pirámide y  El Star Dust, ambos en Chichen Itzá; Luis Rosado Trejo, el Famoso Negro, jefe de la operación de grupos, congresos y convenciones de Mexicana de Aviación, quien antes trabajó en el Hotel Mayaland en 1946, y al jubilarse de la aerolínea fue propietario de la agencia Viajes Líbano; los hermanos William y Manuel Moguel Castillo y Manuel Alejandro Escalante Marín, sólo él podía pasear a su “makech”, sí pasear, amarrado con una delgada hilera por las calles principales de Beverly Hills, donde en 1952 laboraba para la agencia de viajes Viva Mexico Tours. Así al aceptar una apuesta con un compañero de trabajo tuvo que pasear al “maquech” en la confluencia de las calles más importantes de la ciudad, Wilshire Boulevard y La Ciénega, ante la admiración de la gente que caminaba en esa zona exclamando “tiene baterías, por eso se mueve”, a lo que Manuel con su característica sonrisa respondía: “No, no, este es un príncipe maya”

Para ilustrar el desarrollo turístico en Yucatán, cabe señalar que en 1929 llegaron 186 turistas, en 1955 fueron 21,400 visitantes y de 1989 en adelante más de 1 millón visitan el estado anualmente. Actualmente hay más de 60 agencias de viajes en el estado, numerosos hoteles y toda clase de servicios turísticos.

Lic. Humberto Rosado e Hilda Silveira

Lic. Humberto Rosado e Hilda Silveira Piña

Durante los años 50’s trabajaban en la Agencia Barbachano, Gustavo Monsreal Solis, como contador, Hilda Silveira Piña como secretaria,donde los flecho cupido y contrajeron matrimonio; John W. Germon es el encargado de la correspondencia en Inglés, Olegario González Espíritu como representante en el aeropuerto y el Gerente de la Agencia era el Lic. Humberto Rosado Espínola, posteriormente trabajaron las señoritas Aída Suárez, Carmen Duch Medíz , Edda Carcaño así como el señor Rafael Orozco Padilla, entre muchos otros.

Con la reanudación de la corriente turística nuevos hoteles abren sus puertas, así en 1948 la Posada Toledo inicia actividades, en la Calle 60 entre 55 y 57 justo enfrente del Hotel Mérida y como un recuerdo muy interesante, los huéspedes de la posada, disfrutaban de todos los servicios del Hotel Mérida, piscina, jardines, áreas públicas. En 1952 Don Luis H. Vidal inaugura el Hotel Montejo y en 1955, Don Enrique Torre Ayora inaugura el Hotel Caribe.

La Casa Cámara, en el elegante Paseo de Montejo, también funciona como hotel desde los años 50’s hasta los años 60’s, bajo la administración de Don Francisco Javier Campos Vázquez, era un hospedaje de gran lujo en la ciudad y puede decirse precursor de los hoteles boutiques que están ahora de moda. Era el preferido de políticos, escritores, artistas de cine y empresarios. Don Francisco Javier también inició una familia de turisteros ya que hasta ahora su hijo y nieto del mismo nombre continúan en la actividad turística.

Antonio Castillo, “Tony”, con el trovador, sr. Camelo, década de los 50’s

En los primeros años de la década de los 50’s algunos viajeros hacían verdaderas aventuras turísticas e itinerarios poco comunes, así para visitar Tulum el único medio disponible era la avioneta, el capitán Miguel Lope desde Mérida, o el capitán Rodolfo Fierro desde Cozumel, llevaban a los pasajeros hasta la pequeña pista naval cercana al sitio arqueológico, justo donde se encuentra la moderna carretera Can Cún-Tulum y después de la visita regresaban a los clientes a su lugar de origen. Otros tours consistían en volar hasta las pistas de los campamentos chicleros del centro y sur de Campeche para visitar las ruinas en la selva, uno de ellos era volar hasta el poblado de Iturbide (hoy Vicente Guerrero) para admirar tanto el pueblo con sus casernas (bóvedas que se construyen debajo de los baluartes para alojar soldados y almacenar cosas) en cada esquina de la plaza principal y un cerro maya fortificado, así como el Palacio Municipal, fortalezas que datan de la Guerra de Castas.Pero a 500 mts. de la plaza del pueblo se encuentra Dzibiltnohkaak, antigua capital regional maya de impresionante arquitectura.Algunos hacían el viaje más largo hasta cerca de la frontera de Guatemala y descendían en el campo maderero en Kalakmul, para visitar los monumentos arqueológicos del sitio del mismo nombre y regresaban el mismo día siempre con la avioneta.pero recordemos que Don Héctor Arana hacía las visitas de estos alejados sitios saliendo de Uxmal.

La península de Yucatán no contaba con ningún representante que diera pauta al Turismo, debido a su lejanía del resto del país, y lo tardado del correo. Correspondía al Gobernador decidir todo lo relativo a esta actividad económica.

Existió el Comité Estatal Proturismo, en el cuál participaban algunos Delegados Federales, como Hacienda y Comunicaciones, además de representantes de la Cámara de Comercio, guías de turistas, Instituto de Etnografía, y otros, como agentes de viajes y hoteleros.

Posteriormente cambió su nombre a Comité Estatal Impulsor del Turismo en Yucatán, el cual publicaba revistas de promoción turística como “México es así” y “SHIMBAL” entre otras. Este grupo estaba formado por funcionarios e iniciativa privada.

Los trámites de autorizaciones y renovaciones se extraviaban frecuentemente, pero todo seguía funcionando como si nada. Era una gran familia en la que todo el mundo se conocía, todas las empresas turísticas eran todavía pequeñas y con pocos empleados. Naturalmente el flujo turístico era modesto y la capacidad de los aviones era de algunas docenas. Tan pequeño era el flujo que durante los años 50’s no se abrió ningún nuevo hotel moderno en la Ciudad; pero había otros como el Colón, el Gran Hotel, la Posada Rodríguez que estaba en la esquina N.E. de la Calle 60 x 57, contraesquina de la Universidad, etc. En la temporada alta era frecuente alojar a los clientes en hoteles más baratos pero que tenían espacio. La sobreventa era cosa cotidiana, y aunque algunos clientes se disgustaban finalmente aceptaban la única opción.

Pobre Rafael (Orozco), a él siempre enviaban a convencer a los clientes que no había más opción en la Ciudad.

Durante los años cincuenta, Mérida, con sus 100,000 habitantes, conservaba su aire de provincia, que encantaba a sus visitantes. Numerosas veletas se veían en el centro de la Ciudad y en los barrios, las cuales siempre intrigaban a los turistas. Numerosas personas vestían a la típica usanza yucateca, las mujeres usaban sus huipiles y rebozo en la calle, y los hombres ropa de trabajo, con delantal de rayas y sombrero, pero muchos profesionistas usaban traje de “dril” (100% algodón), con corbata y sombrero de paja, o guayabera de manga larga; también existían vendedoras de flores, y hasta la calle 59 en el Centro era de doble sentido; las calesas funcionaban como taxi para los yucatecos e iban y venían a lo largo del día. El mercado era de especial predilección para los turistas, era un lugar seguro y no tan grande como ahora, y lo más importante, todo el mundo se saludaba en la calle, hasta a los turistas que se sentían incluidos en la vida diaria de Mérida.

No había agua potable, y los carretones con la cisterna pasaban por toda la Ciudad al igual que el panadero con su gran “globo” de hojalata sobre la cabeza balanceándose sin perder equilibrio.

Pero en épocas de lluvia las calles se anegaban durante varios días, antes que otra cayera y volvíamos a empezar.

Este estilo de vida fué reflejado en algunas películas que se filmaron en nuestro Estado, en las que participaron grandes y conocidos actores mexicanos y extranjeros, y que fueron una gran publicidad turística gratis para Yucatán, como “Deseada”, guión escrito por D. Antonio Médiz Bolio especialmente para Dolores del Río, cuyas escenas ardientes con el actor español Jorge Mistral se filmaron en los frondosos jardines del Hotel Mayaland; o “El Ídolo Viviente”, película a colores de 1955 que se filmó en Uxmal y Chichén Itzá, en la que actuó Doña Sara García; o “Chilám Balam” con Don Carlos López Moctezuma.

Otra fué “Peregrina”, de la cual se hicieron dos versiones (1951 y 1974). La primera fué reconocida como la película del año, en la cual actuaron Jorge Mistral, Joaquín Cordero, Doña Prudencia Griffel, y muchos otros actores reconocidos, con guión de Don Agustín Yañez y Chano Urrueta en la fotografía y dirección, y muchas otras películas nacionales.

Para aquellos que no lo piensan, quiero decirles a los lectores que algunos amigos guías me comentan que lo primero que solicitan visitar los turistas es el pueblito de la Ermita, que no es otra que el barrio emeritense de la Ermita de Santa Isabel, misma que fué mostrada noche tras noche en la telenovela Abismo de Pasión.

Hacia 1963 llega a Mérida procedente de CDMX don Francisco Martínez Kuhne, en compañía de su esposa yucateca, doña Josefina Flores y de su joven hijo Guillermo. Los Martínez Flores habían trabajado en Turismo durante muchos años en la capital y conocían personalmente a muchos operadores e importadores a nivel nacional e internacional. Después de trabajar para una empresa local, logran independizarse al abrir su agencia de viajes llamada Martínez Travel, en un pequeño local en el Paseo de Montejo. El joven empieza a tomar su camino propio, dirigiéndose como gerente residente en el nuevo hotel entonces llamado Príncipe Maya Uxmal, el día de hoy se le conoce como el Misión Uxmal (2016). Algunos años después Guillermo se traslada hacia el nuevo gran polo turístico que ofrecía un crecimiento incesante ya que con mucho apoyo del gobierno federal, por medio de FONATUR, hacía una publicidad a nivel mundial de manera constante y de primera clase. Es decir, se va a Cancún; pronto la empresa logra posicionarse como una de las más importantes del Caribe mexicano, lugar que conserva hasta el presente (2016). Especialmente, como representante de grandes mayoristas norteamericanos, es decir, USA y CND; muy pronto se va a trabajar con Guillermo otro joven turistero que, a pesar de su corta edad, tiene mucha experiencia y capacidad que le dio varios años de laborar en Barbachano’s Travel Services. Su nombre es Luis Leal, joven alegre, simpático, como dirían los jóvenes de hoy, buena onda; Luis se convierte en el brazo derecho de la agencia y años después emprende su propio negocio de Tour Operator, también con gran éxito.

hpqscan0002

Guatemala Fam Trip, B.T.S., Lago Atitlán. Bertha Baeza de Rosado, Lolina Palomera, Luis Leal, Rubí Moguel y Gloria Worbis.

 

Carmen Barbachano Gómez-Rul

Al establecer don Fernando Barbachano Peón su segunda agencia de viajes, en sociedad con su hija Carmen Barbachano Gómez-Rul, se diría que tuvo la capacidad de ver lo que traía el futuro cercano, ya que al poco tiempo de fallecer el Gran Balam en noviembre de 1964, empieza una corriente turística que pronto aumentará enormemente y paralela a ésta aumenta la infraestructura carretera, nuevas gasolineras en los caminos, construcción de nuevos hoteles, nuevos servicios e infraestructura.

Mérida Travel es una agencia que en poco tiempo ocupará uno de los primeros lugareshpqscan0001 en el turismo receptivo de la península. Carmen sortea los temporales que conlleva la administración general de toda nueva empresa, y sobre todo los momentos más difíciles, las decisiones; pero ella es como su papá, aventada, le gusta arriesgar y lo hace. El resultado no se hace esperar y llega pronto con el aumento de la corriente turística en forma de numerosos viajeros individuales y grupos norteamericanos y europeos, trayendo nuevas oportunidades a la península de Yucatán.

El gobierno, con don Miguel Alemán Valdés a la cabeza de todo el sector turismo nacional, no sólo del Consejo Nacional de Turismo, trabaja a toda máquina, haciendo muchísima promoción internacional y sobre todo estableciendo en todo el mundo las agencias de promoción turística, dependientes del Consejo Nacional de Turismo directamente, y separadas de los consulados de México en el extranjero, como había funcionado anteriormente.

Pero volviendo a Mérida Travel, su vendedor estrella, don Ricardo Gutiérrez González, está casi siempre de viaje vendiendo los productos de la agencia, informando a los contactos las políticas de la empresa, como son: reservaciones, costos, pagos, cancelaciones, etc. Don Ricardo tiene gran éxito trayendo nuevos clientes a nuestro destino, éxito que continuará durante las siguientes décadas en que continuó haciendo la promoción de la compañía. Los hoteles están prácticamente llenos durante la mayor parte del año, y en temporada alta se presentan dificultades para acomodar a los clientes por sobreventas. Varios guías trabajamos casi exclusivamente con los grupos de Mérida Travel Back to Back, como son: el autor del blog, Pablo Rivas, Salín Isaac, Raúl Rosado Baeza, entre otros.

Poco tiempo después de comenzar Mérida Travel, Carmen Barbachano empieza a desarrollar otro proyecto, su hotel en Mérida. Para eso escoge la casa familiar donde vivió y trabajó su papá, El Gran Balam, adquiere también el predio adjunto en la esquina, donde funcionaba una refresquería llamada la Casa Rodríguez, y donde asistíamos los universitarios de enfrente, y más tarde otros predios sobre la calle 57 para darle más espacio y elegancia al hotel. La antigua Casa del Balam permanece intacta con su patio, corredores y la oficina de tráfico de la agencia. A la antigua construcción se le agrega una nueva torre de varios pisos. Ante la insuficiencia de cuartos para llenar la demanda, rescata la hacienda Chichén y construye entre sus bellos jardines de selva tropical, nuevos bungallows. La hacienda tiene un gran significado para ella, aquí, según cuenta el inglés Thomas Gann: un antiguo encomendero del siglo XVII enterró su tesoro en algún lugar hasta hoy desconocido. En una época de su juventud, siendo todavía muy joven, Carmen se dio a la tarea de buscarlo, y para ello se instaló en la hacienda para supervisar el trabajo de los peones. Para los que no conocen la hacienda, ésta está construida utilizando numerosas piedras del período colonial, y también provenientes de los templos precolombinos cercanos, ésta es una de las más antiguas haciendas en ésta parte de la península. La hacienda Chichén, sin lugar a dudas, es bella, tranquila y conserva el sabor antiguo del Yucatán colonial, y sobre todo, rodeada de edificios como la Casa de las Monjas, el Akab Dzib, el Observatorio, y muchos otros edificios mayas. Hoy la hacienda es uno de los hoteles más elegantes de Yucatán, un lugar para descansar.

Por la misma razón, por la falta de espacios, el hotel Hacienda Uxmal necesita expandirse, por lo que la joven Balam hace construir toda una nueva sección, pero conservando el mismo estilo, forma, color y materiales que la primera sección de la hacienda; son dos edificios que se complementan perfectamente, y podría decirse que fueron construidos al mismo tiempo; también entre ambos construye una amplia terraza, que hace el lugar perfecto para los buffets de los grandes grupos que se instalan en la piscina.

hpqscan0007

Hacienda Uxmal.

 

Pasan algunos años cuando Playa del Carmen era todavía el pequeño poblado utilizado para cruzar con el ferri a la isla de Cozumel, no existen los grandes hoteles del día de hoy, ni los servicios ni tiendas, para los jóvenes difícil imaginarse Playa del Carmen durante esos años, pero Carmen se decide a construir el hotel Balam Há justo en el lado sur del embarcadero. Quién mejor que su gerente de confianza, Manuel Ceballos Novelo, quien entonces era gerente del hotel Hacienda Uxmal, para encargarse de éste nuevo y lejano proyecto. En 1980 Manuel es finalmente convencido para arrancar ésta nueva aventura en un lugar con carencias de todo género, pero que finalmente resulta un éxito como lo planeó la joven Balam.

Pero éste no es el último proyecto, hasta ahora, 2016, Carmen continúa arriesgando, luchando, como hace tantos años. Incansable, tenaz y con mucha energía.

A lo largo de los años también ha hecho muchas caridades, siempre insistiendo en el anonimato, así por ejemplo, recuerdo que pagó por los gastos de restauración del templo de la Tercera Orden, o de los jesuitas, cuando estaba de principal un amigo común, el S.J. Manuel Ramos Gómez-Pérez. Cosa que menciono únicamente porque en su tiempo fue publicado por los periódicos locales, pero respetando su deseo de anonimato aquí me detengo.

Durante muchos años, Carmen tuvo la experimentada guía de la señora Frances Swadener, quien con sus conocimientos fue una gran ayuda para la toma de decisiones.Durante 50 años, la señora Swadener trabajó a favor de la industria turística de Yucatán, y merece también un mayor espacio que éstas pocas líneas que la recuerdan con gratitud. El trabajo de la señora Swadener era muy variado, así entrevistaba a los candidatos para ocupar la gerencia de los hoteles, revisaba la edición anual del Brochoures de la agencia, verificaba la presentación de los platillos y adornos en las mesas de los restaurantes, caminaba por los jardines de los hoteles para asegurarse de que todo estaba bien…

Es muy importante recordar que las agencias Barbachano, ambas: Barbachano’s Travel Services y Mérida Travel Services, continuaron durante las décadas de los 60’s, 70’s y 80’s como los más grandes importadores de turismo extranjero a Yucatán, y como se hacía durante esos lejanos años, continuaron imprimiendo cada una cientos de miles de folletos turísticos de Yucatán, cada año; éstos eran enviados por correo hacia los 4 puntos cardinales, la presencia de Yucatán era constante a través de ésta folletería turística.

hpqscan0003 - copia

Ricardo Gutiérrez González, Humberto Rosado Espínola y los hermanos Carmen y Fernando Barbachano Gómez-Rul.

 

————————————————————————————————————————————–

FRANK VALLADO PENICHE

Hacia 1961 siendo aun muy joven, tuve el placer de conocer al entonces Delegado Federal de Turismo en Yucatán, Don Frank Vallado Peniche, Quien siempre sonriente y muy amable, platicó conmigo el asunto que le fui a exponer y después de terminada la diligencia y para mi sorpresa continuó platicando. Persona afable Don Frank era de esos jefes que entonces tenían su escritorio al frente, donde todos lo podían ver en el momento mismo de entrar a la delegación, como comentario quiero decir que la delegación se encontraba sobre la avenida Colon, que era entonces de doble vía.

turismo frank vallado2

Ceremonia de entrega de las primeras patrullas de los Ángeles Verdes, en la foto aparecen el C. Gobernador Don Luis Torres Mesías; el Delegado Federal de Turismo, Don Frank. J. Vallado Peniche; Don Eugenio Herrero García, Delegado de Tránsito Federal y Wilberth Patrón Montes (un ángel verde) entre otros personajes, 10 de Marzo de 1969.

 

En esos años la delegación no tenía muchos empleados, además del delegado las señoritas secretarias eficientemente hacían todo el trabajo, algunos años después cuando los ángeles verdes empiezan a recorrer las carreteras mexicanas, también dependían de la delegación por lo que a veces se les veía en la oficina.

Don Frank ha sido el Delegado Federal de Turismo que más tiempo ocupo el cargo, ya que durante los gobiernos sucesivos de Don Agustín Franco Aguilar y Don Luis Torres Mesías 12 largos años de 1958 hasta el 31 de enero de 1970. Durante su administración tuvo una gran cantidad de experiencias y sobre todo le correspondió a él la transformación del turismo así como la apertura de numerosos hoteles en el estado. En una breve plática me conversó que lo que hacía su trabajo más fácil, era la unión y amistad que existía entre todos los prestadores de servicios, éramos una gran familia en la que todos estábamos dispuestos a trabajar en beneficio del turismo en Yucatán.

Otro de los factores que influyeron en el desarrollo del turismo durante su administración es que la delegación de turismo trabajo estrechamente con la Secretaria de Relaciones Exteriores, Gobernación y otras, que hicieron posible la visita de dignatarios príncipes intelectuales y otros personajes de todo el mundo, lo que ahora le llamamos el “Jet Set”.

Don Frank conserva imágenes y documentos de muchos de estos personajes durante su estancia en  Yucatán, como Adlai Stevenson, político norteamericano que fue vicepresidente de los Estados Unidos o del Doctor Milton Eisenhower, hermano del presidente norteamericano. Otra de las visitas que le correspondió coordinar fue la de André Malraux reconocido intelectual francés, invitado por el Gobierno Federal de México a visitar diversas zonas Arqueológicas. El sr Malraux estuvo en Yucatán entre el 11 y 14 de abril de 1960, en calidad de ministro de Cultura de la V Republica Francesa, bajo la presidencia del entonces héroe francés de la resistencia Charles de Gaulle, pero el mismo sr Marlaux había sido compañero en la resistencia, durante la ocupación alemana de Francia. Una vez terminada la guerra el sr Malraux formó parte del movimiento cultural francés de los años 50´s y 60´s llamado “Contestataire” sus libros como los de Romain, Rolland, Jean Paul Sartre, Simone de Beauvoir y otros ocuparon las vitrinas de las librerías de todo el mundo.

turismo frank vallado1

Vuelo inagural Mérida-México-Los Ángeles de Mexicana de Aviación, Febrero de 1963. En la imagen aparecen el C. Gobernador del Estado, Don Agustín Franco Aguilar; el Delegado Federal de Turismo, Don Frank J. Vallado Peniche; Don Fausto González Medina, gerente del Hotel Mérida, así como el Director de Mexicana de Aviación entre otros.

En su juventud el sr Malraux visito los sitios arqueológicos  en los entonces territorios franceses de la Indochina, en Camboya y Siam. Así mismo participó en una expedición en búsqueda de la ciudad bíblica de Saba, de donde salió la reina a visitar al rey de los judíos, Salomón.

Fueron muchas las inauguraciones congresos visitantes distinguidos que atendió durante su gestión, pero Don Frank siempre permaneció como la persona cálida que lo caracterizó.

Así mismo durante su gestión se llevaron a cabo en nuestro estado 2 grandes convenciones nacionales de turisteros:

Durante el año de 1959 el Presidente de la Asociación Nacional de Hoteleros hizo varios viajes a Mérida, para coordinar la logística de la XVIII convención Nacional, misma que se celebró del día 7 al 10 de Octubre del año de 1959, siendo una convención de turisteros todo el mundo estaba presionado para obtener el mejor lucimiento posible, naturalmente le correspondió a Don Frank la coordinación de las autoridades Municipales, Estatales, y Federales para lograr el éxito que se esperaba.

Numerosas delegaciones de todos los estados vinieron a este evento distinguiéndose por su número las de Guanajuato, Guerrero, Michoacán, San Luis Potosí y el Distrito Federal. También participaron representantes de algunos estados de la Unión Americana como Texas y California.

El Jefe del Departamento Federal de Turismo Don Alfonso García González declaró inaugurada la convención el Teatro de la Universidad, y compartió el Presídium con el gobernador del Estado Agustín Franco Aguilar, el Presidente Municipal de Mérida Don Luis Torres Mesías y algunos hoteleros como Don Fausto González Medina, entonces Presidente de la Asociación Yucateca de Hoteleros y Don Jorge Peniche Peniche.

Después de la ceremonia de inauguración los congresistas se trasladaron al Hotel Mérida donde se llevó a cabo una exhibición hotelera y turística; así entre ágapes, juntas de trabajo, reuniones de comisiones, almuerzos y un elegante baile regional que se llevó a cabo en el Circulo de Camioneros amenizado por una orquesta y grupos de jaraneros, las damas  todas vestidas de ternos y joyería de filigrana, los señores de guayabanas blancas de manga larga.

turismo rosado1

Licenciado Humberto Rosado Espínola y esposa, Doña Bertha Baeza Delgado de Rosado, en el Baile Regional del Círculo de Camioneros.

El baile de etiqueta se efectuó en los salones del Country Club la noche de 9 de octubre, y se coronó a la nueva Reina Nacional de la Asociación. Finalmente el 10 de Octubre se clausuró la convención en el hotel Mayaland de Chichen Itzá, después del almuerzo visitaron el sitio Arqueológico antes de regresar a Mérida.

Otra convención de turisteros que se celebro en Yucatán durante la administración de Don Frank Vallado Peniche, fue la IX Convención Nacional de la A.M.A.V. (Asociación Mexicana de Agentes de Viajes) que se desarrolló del 26 al 28 de abril de 1963. También como todos los eventos de este género, son inaugurados por las autoridades Municipales, Estatales y Federales. Todo tipo de atenciones les prestaron a los convencionistas los agentes de viajes locales. Pero además de todos los eventos fiestas y comidas etc. esta convención tuvo algo nuevo: Por primera vez un sitio Arqueológico de Yucatán fue utilizado como escenario. Uxmal fue Escenario de una fiesta maya, músicos, bailarines, muchas luces, etc., el Cuadrángulo de la Monjas se llenó completamente de convencionistas, esposas e invitados. Un éxito tan grande que muchas veces se a repetido en nuestro estado y fuera, el éxito permitió la reelección de don Carlos Ibarguen Bueno como presidente para el próximo periodo de la A.M.A.V.

El año de 1968 sería el más satisfactorio de su larga permanencia en la Delegación Federal de Turismo para Don Frank.

Parecía que le Jet Set se fijaba en Mérida, la visita de Jacqueline “Jackie” Kennedy, viuda del asesinado presidente de los Estados Unidos, John F. Kennedy. La elegancia natural de la señora había cautivado al mundo, periodistas y fotógrafos estaban por todas partes, muchísimos artículos se publicaron en todo el mundo, mostrando los sitios arqueológicos de Yucatán, esto representó una publicidad gratuita para nuestro estado, realmente no existe dinero suficiente para pagar  la propaganda gratuita que disfrutamos. La visita se efectuó en marzo que todavía es parte de la temporada turística de invierno.

Pocos meses después en el mes de septiembre Don Fernando Barbachano Gómez Rul y su esposa Doña Maruja, reciben a un par de invitados que representaban el Glamour del Jet Set internacional. El joven príncipe de Mónaco, Rainier o Rainiero y su esposa Grace Kelly la reina de Holliwood había logrado situarse entre las actrices más bellas y reconocidas del mundo, la gente de Mérida cayó encantada de esta visita quienes se alojaron en la casa gemela de la esquina en el Paseo de Montejo. Recuerdo Bien la elegancia sin igual de la casa, el jardín totalmente iluminado y todas las lámparas de la casa encendidas para poder distinguir el esplendor que la gente admiraba desde afuera, entre porcelanas, lámparas espejos magníficos, muebles y grandes pinturas colgadas de las paredes. Todo muy, pero muy elegante.

Al día siguiente los señores Barbachano acompañaron a los huéspedes distinguidos durante sus estancias en Chichen Itzá y Uxmal, naturalmente durante toda su permanencia en Yucatán el príncipe Rainiero y la princesa Grace estuvieron rodeados de periodistas y fotógrafos.

En todas las ocasiones el Sr. Delegado una vez terminado su trabajo, tenía la virtud de su discreción y desde un segundo plano observaba el desarrollo de los eventos, casi sin ser percibido. Pero siempre pendiente.

Y es que este tipo de coordinación no es nada fácil, son tantas las agencias de los 3 niveles de gobierno que de una u otra forma intervienen. Sin mencionar que si los visitantes son extranjeros intervienen las embajadas y otras agencias del país de origen del visitante distinguido.

Y como en la visita del caso anterior, literalmente periodistas europeos, americanos y de otras regiones rodearon a los visitantes enviando reportajes diarios y fotografías de los príncipes en Chichen Itzá y Uxmal por todo el mundo.

Espero encontrar pronto la moneda de plata que en recuerdo de la visita, que el príncipe hizo el honor en regalarme.

Don Frank estudió administración de empresas en el Mount Saint Joseph College, en Baltimore, Maryland. Su estancia en los Estados Unidos le permitió desde joven el dominio del idioma inglés; posteriormente continuó sus estudios en la Escuela Mexicana de Turismo, en la Ciudad de México.

turismo frank vallado3

¿Pero quién es Don Frank Vallado Peniche? Yucateco inquieto, preocupado por el bienestar de su Estado y País. Digo esto porque en esos años que ocupó la Delegación Federal de Turismo, primero en ser designado para el Estado de Yucatán y Quintana Roo, el presupuesto era muy exiguo, a veces el Delegado tenía que acompletar de su bolsa.

Afortunadamente el Primer Delegado Federal de Turismo para Yucatán y Quintana Roo (único caso) era un exitoso empresario que disponía de fondos propios, y que los ponía al servicio de la Delegación.

Don Frank Vallado también ocupó el cargo de Cónsul Honorario, para el Sureste mexicano, del Reino de Bélgica, cargo en el que permaneció durante más de 35 años. Durante su encomienda atendió la visita de los Reyes e Bélgica Balduino y Fabiola en 1960.- Así mismo atendió a numerosas delegaciones de Gobiernos y empresarios. Por su desempeño a favor de las Relaciones México-Bélgica, recibió la medalla del Gran Caballero de la Orden del Rey Leopoldo II de Bélgica, así como otras medallas, diplomas y reconocimientos de ese país europeo y de otros numerosos gobiernos.

turismo frank vallado

Don Frank J. Vallado Peniche portando las medallas otorgadas por el gobierno de Bélgica

Sucedió a Don Frank otro Delegado Federal de Turismo que tuvo las simpatías de los turisteros yucatecos, Don Augusto Jordán Castellanos, persona muy amable y fácil sonrisa, su trato afable hacía todos hizo que el gremio se sintiera a gusto (1970-1976). Durante sus administración la corriente turística obtuvo un aumento constante. Nuevos hoteles fueron construidos, numerosos viajes de promoción turística se organizaron hacia el D.F. e interior de México, como al extranjero.

La elección de Don Augusto Jordán Castellanos fué muy acertada, ya que antes de regresar a Mérida, trabajaba para el Consejo Nacional de Turismo como promotor en la ciudad de Nueva York. Él conocía personalmente a los grandes promotores y turisteros de la Gran Manzana y la costa este de los U.S.A. Había trabajado con todos estos hombres de negocios y por experiencia personal sabía que segmento del mercado les interesaba, precios adecuados, promociones y demás necesidades del mercado neoyorkino.

Así, durante su tiempo como jefe del sector turismo en Yucatán, organizó la semana de Yucatán en cinco grandes (centros) ciudades de U.S.A., que vendían nuestro Estado como destino: Chicago, Nueva York, Nueva Orléans, Miami y Los Ángeles. Una gran comitiva acompañaba a don Augusto, turisteros, músicos, bailarines; llevaba toneladas de material impreso de Yucatán así como otros objetos promocionales. Organizó rifas entre los participantes cuyos premios eran viajes a nuestro Estado. Lo mismo hizo en el Plan Nacional conduciendo a los turisteros yucas a las grandes ciudades de México; apoyó decididamente el turismo nacional que llego a ocupar un gran porcentaje que recibimos. Pero promovió intensamente en Europa y por primera vez veíamos grupos de sudamericanos visitando nuestro país: argentinos, chilenos, venezolanos, etc. Los hoteles felices pues la ocupación era alta.

El que sabe, sabe… y a Don Augusto nadie le podía contar nada de promoción turística, el tenía experiencia.

A Don Augusto le correspondió el evento más importante que recuerdo, la Inauguración del Espectáculo de Luz y Sonido en Uxmal, mismo que fué inaugurado por la Reina de Inglaterra, Isabel II, en febrero de 1975. Pero esto es una larga historia, primero que nada recuerdo la energía del maestro Guty (como le llamábamos en ausencia), su ir y venir a Uxmal durante meses para verificar el desarrollo en los trabajos de instalación de cables, proyectores, bocinas, así como los encuentros con los ingenieros de la compañía Phillips que diseñaron y pusieron a funcionar todo este equipo a tiempo para la visita programada muchos meses antes, pero mantenida en secreto por razones de seguridad. La tensión podía sentirse en el aire.

luz_y_sonido_Uxmal

El día y hora señalados el protocolo oficial recibió a la Reina bajo fuertes medidas de seguridad, mismas que la acompañaron durante su estancia. El prestigiado mayista-epigrafista inglés, Sir Erick Thompson, acompañó a la Reina durante su visita al sitio arqueológico, el Dr. Thompson tuvo la gentileza de presentar a su Majestad a un grupo de brillantes mayistas yucatecos encabezados por el maestro Alfredo Barrena Vázquez. El Dr. Thompson fue de aquellos arqueólogos de campo que disfrutaban vivir en medio de la selva, y conocer a los mayas de carne y hueso. Así una de sus experiencias fué pasar su luna de miel en el sitio de Cobá cuando este todavía no existía en el mapa.

Pero regresemos a Uxmal el día de la inauguración de Luz y Sonido: el espectáculo comenzó a desarrollarse a la perfección, técnicos e ingenieros se felicitaban, el “script” estaba perfecto, las luces de colores iluminaban las fachadas y detalles arquitectónicos mientras el sonido no cesaba de invocar al dios de las lluvias: Chaac, Chaac, Chaac; todos los invitados, “la crème de la crème” diplomáticos, altos funcionarios, banqueros, artistas, escuchaban con atención. La noche era bella, una fresca noche clásica de febrero.

En ese momento se abrió el cielo y una fuerte lluvia cayó sobre la región Puuc. Naturalmente se tuvo que detener el programa de Luz y Sonido, no sé de donde salieron las sombrillas, pero en un dos por tres la Reina y su soberano esposo Felipe de Edimburgh estaban cubiertos y rápidamente fueron conducidos a los vehículos que estaban esperando lo más cerca posible. Cuando finalmente pudo admirarse el cielo estrellado, todo el mundo estaba en su habitación.

Afortunadamente nuestro secretario de Turismo sabía sonreírle a la vida, y todo volvió a su cauce normal. A lo largo de seis años don Augusto hizo una gran labor de promoción turística durante la administración del Gobernador Carlos Loret de Mola Médiz. Muchísimos viajeros vinieron invitados por los gobiernos Federal y Estatal, periodistas, agentes de viajes, aerolíneas, etc. Afortunadamente tuve la invitación de Don Augusto para acompañar muchos de estos viajes de familiarización.

Durante esos años la nueva carretera Mérida-Puerto Juárez tomó auge con la construcción de la ciudad de Cancún y el primer tramo de la zona hotelera hasta el hotel Camino Real, pero la carretera seguía siendo agosta, de dos vías y un pequeño acotamiento, los pesados camiones que llevaban cemento y otros materiales de construcción pasaban en caravana por las noches haciendo gran ruido. Con el paso de tantos camiones los pueblos no cesaban de construir topes, haciendo la circulación cada vez más lenta. Por otra parte la familia Barbachano ya había abierto el aeropuerto de Chichén Itzá al que llegaban diariamente vuelos de Cozumel y Cancún. Es durante estos años que la ciudad mágica de los Itzáes alcanza su “boom” turístico.

Luflthansa vuela semanalmente a Alemania, los chartes italianos y franceses frecuentemente llegan a Mérida, la promoción turística hacía Yucatán, sitios arqueológicos, comida yucateca, Progreso y naturalmente Cancún. Yucatán está de moda, hay más vuelos de y hacia el D.F. Pero lo más importante, los mexicanos vienen a Yucatán, Viajes Bojórquez de Don Alberto Bojórquez mueve muchísimos grupos por todo el país y en particular al Sureste Mexicano, numerosos autobuses y vuelos chartes llegan a Mérida (hay que escribir todo un libro para referir la actividad de éste gigante del turismo nacional). Viajes Izquierdo hace lo mismo con sus numerosos grupos. Nuevos hoteles y servicios empiezan a operar en Yucatán; la demanda es grande pero es innegable que es un efecto producido por la gran promoción del nuevo gran destino de playa, que será con el tiempo el más importante de México.

Pero hay que hacer un viaje al pasado para entender el presente. En sus memorias D. Frank Vallado Peniche, entonces Delegado Federal de Turismo para la Península de Yucatán, escribe: “Siendo Presidente de la República Don Gustavo Díaz Ordaz; Secretario de Turismo el Lic. Agustín Salvat, el Lic. Rodrígo Gómez Director del Banco de México; Lic. Antonio Enríquez Savignac Director de FONATUR. El primero acuerda con sus colaboradores en 1968 crear una estructura financiera y legal para crear un destino turístico.

El mismo año de 1968 en la orilla de la playa de lo que hoy es Cancún, teniendo como única infraestructura una mesa y sillas, bajo los rayos del inclemente sol, acompañado de botellas de champagne bien frías, el representante de D. Rodrígo Gómez, inversionistas de Japón, USA, Holanda, Noruega, España y otros, así como el señor Jesús Lima Gutiérrez, Don Frank Vallado Peniche y el representante del Lic. Miguel Alemán Valdéz levantó una copa y dijo: “Frank, brindemos por el nacimiento del principal destino turístico”.

En 1971 nace el primer hotel, el Garza Blanca, y pronto operan el Camino Real, Playa Blanca, Bojórquez, y la primera plaza comercial vecina al centro de convenciones así cada día nacerán nuevos establecimientos. Anteriormente Don Frank, como delegado Federal de Turismo en Quintana Roo tenía como misión promover Isla Mujeres y Cozumel, pequeños puertos de pescadores que tenían vocación turística. Los pequeños hoteles a lo largo de la playa en Isla Mujeres, sin gran pretensión, se multiplicaban, los isleños pronto descubrieron la importancia del turismo, muchos pescadores dejaron el oficio ancestral a cambio de hacer tours a ver los tiburones o pescar, o hasta llevarnos en frágiles botes a los arrecifes frente Can Cun.

Con el inicio de Cancún se empieza poblar rápidamente la costa quintanarroense, se abre Xel Há, Akumal, el antiguo club de yates se abre al turismo, perdido en la nada aparece el Capitán Laffitte, se petroliza la carretera hasta Tulúm, haciendo cambiar la antigua selva virgen y pronto también se incorporó Cobá. Recuerdo que pequeño era el primer pueblo, asentado sobre esta carretera, el Macairo Gómez, apenas 100 casitas, pero nos deteníamos a visitar el pueblo y lo pasábamos a gusto con sus habitantes, poco acostumbrados a los visitantes.

En el mar los arrecifes estaban llenos de pescados de colores: ángeles, loros, damiselas, sargentos, pero eran de verdad muchísimos, como paredes sólidas que se abrían al acercarnos, ya sea en Isla o justo a unos metros del Restaurante de Akumal, donde hay un pequeño arrecife sin necesidad de alejarse en bote. Las playas semi vacías, comparándolas con el día de hoy. Muchos grupos terminaron su recorrido de México con dos días libres en el Caribe, para nosotros los guías era la mejor parte del tour, dos días prácticamente libres para estar en el mar con snorkle o en la playa.

Pero el interior más bello, en Cobá con su silencio solamente interrumpido por pájaros y monos con noches estrelladas en el cielo más claro del mundo; con lagartos en las lagunas Cobá, y Macanxoc con venados que venían a beber agua, pavos de monte, trogones y otros pájaros, los monos en las copas de los zapotes, grandes ceibas, chacás o cedros. La visita se hacía en angostos senderos, no habían espacios abiertos, y muchas mariposas brillantes azules, todo eso me encantaba, era como poesía… y un día empezó el cambio acelerado.

No nos hemos olvidado del Maestro Augusto Jordán Castellanos, pero es justo regresar a él y agradecerle las atenciones que tuvo para mí en lo particular, y para todos los turisteros con los que convivió y le correspondió marcar el paso.

Lo recuerdo siempre expresivo, impecablemente vestido de guayabera de lino blanco de manga larga; y como yo, se expresaba también con las manos.

Saludos Maestro Guty.

————————————————————————————————————————————–

Susy Lewis Castonguay (Izq)

Susy Lewis Castonguay

A principios de los años 60’s llega a Mérida a trabajar una joven canadiense, Susie Lewis Castonguay, como corresponsal de Barbachano’s Travel Service (BTS), ella, en unión con la señora Frances Swadener, se dedicaba únicamente a responder la correspondencia en inglés que por montones llegaba todos los días al famoso “P.O. Box 90, Mérida, Yucatán, México”. Naturalmente no se había inventado el telex, ni mucho menos el fax o la computadora, cada carta debía ser redactada individualmente. Cuando se respondían las cartas se hacía con ayuda de los folletos de la agencia publicados con anterioridad que incluían tours clásicos básicos con precios en dólares americanos y a estos se les hacían las modificaciones que los clientes solicitaban, frecuentemente estos cambios ya tenían los precios a aumentar publicados en el mismo folleto. Como podrán imaginarse los jóvenes de ahora, esta correspondencia se iniciaba con semanas y meses de anticipación, ya que en algunos casos las cartas tardaban entre una y tres semanas en llegar.

Una vez abierto el expediente se llenaba el formato general para hacer las inscripciones que contenían entre ellas: 1)Número del expediente 2)Nombres de los pasajeros 3)Número de pasajeros 4)Fecha de llegada 5)Vía de llegada 6)Número de vuelo 7)Compañía 8)Hora de llegada, y los mismos datos del vuelo de salida; a continuación se registraba con día, mes y año cada una de las actividades contratadas por los clientes, planes de alimentos, con horarios de visitas, etc. Esta fue toda una escuela de correspondencia en inglés, sobre todo cuando aumento el volumen de la correspondencia y empezaron a trabajar numerosas señoritas yucatecas que alcanzaron un muy alto nivel

Pero Susie Lewis Castonguay algunos años después regresa a México D.F., y luego a Acapulco; viene a Mérida brevemente durante los 80’s para radicarse finalmente en el D.F. donde hasta hoy disfruta la vida en la Zona Rosa, naturalmente que la llamamos y visitamos en compañía de Joanna cada vez que vamos a visitar la gran ciudad

José Antonio López Lavalle fue jefe de la oficina de Barbachano’s Travel Service en las décadas de los 60’s y 70’s, la oficina de tráfico es el punto clave de la agencia receptiva pues es la que tiene a su cargo la atención directa de los clientes durante su estancia. De buen trato y magnífico inglés José Antonio tenía entre sus labores el estudio de los expedientes de cada turista con todos los detalles mencionados arriba, pero esta oficina por la necesidad propia de su servicio, tenía personal que trabajaba desde las 7 de la mañana hasta las 23 horas, mismas que a veces se prolongaban cuando llegaban los vuelos retrasados. Entre el staff recordamos a Luis Viadest, Doña Irma G. Cantón, Doña Bertha Barbachano, José “Pepe” Canto Barbachano, Carmen Duch Medíz, Alma Rejón, Cristina Peniche, pero era el gerente de tráfico, es decir, José Antonio, el que recibe diariamente los expedientes numerados del departamento de correspondencia y reservaciones, y asigna al personal según la hora de llegada del turista. El expediente debía ser firmado y anotada la hora en que el empleado en turno hacía el primer contacto con el turista.

Durante los años 70’s la agencia de Barbachano’s Travel Service era muy grande y el personal que laboraba en todos los departamentos eran más de 70 personas.

No puede negarse la continua aportación de Alma Reed, “Peregrina”, Alma Reed, en la promoción de nuestro Estado, ya editando publicaciones de guías turísticas, artículos en periódicos, o atendiendo visitantes distinguidos; los turistas nacionales frecuentemente preguntan por esta leyenda conocida en todo México.

Algunos guías fundadores de la cooperativa abandonan el turismo y vienen a ocupar su lugar Rubén Trueba Lemm, Ramón Castillo, José Germon González, “El gringo”, quien fue famoso jugador de béisbol en nuestro estado y naturalmente hijo de Don John W. Germon, uno de los fundadores del turismo en Yucatán.

La cooperativa de guías y transportistas de turismo trabajaba por turnos, así, entre los manuales y libros de control en la Agencia Barbachano, se mantenía una libreta de control, los nombres de los socios aparecían en el orden que le correspondía, y éste se aplicaba al número del expediente de los pasajeros, así se repartía el trabajo. Claro que a veces existían conflictos de favoritismo por alteración del orden, entonces intervenía el jefe, porque había tours que producían más dinero que otros. En la temporada alta, si no había ningún guía disponible, se llamaba al Volante (Frente Único de Trabajadores del Volante), quién enviaba a su vez los taxis para el servicio de transporte y los guías que se necesitaban. Las otras agencias de viajes, cada una tenía sus propios guías, muchos de ellos hacían el round trip, entre ellos recuerdo al profesor Gualberto Zapata, trabajador incansable, un caballero quien también publicó y vendió sus guías turísticas con gran éxito, y al final de su vida productiva se retiró para dedicarse a su familia.

Otro de los antiguos guías fue don Simeón Zapata, un caballero de hablar lento, pausado, persona muy buscada por los turistas en los años 60’s. Él fue esposo de Dorothy Andrews Heath de Zapata, la antropóloga graduada en Yucatán en la primera generación, y quien publicó el famoso libro del judío, libro de medicina tradicional yucateca, que causo gran sensación porque era conocido de oídas por la mayor parte de la gente, pero parecía un misterio su existencia. En otro lugar hemos hecho mención a Manuel y William Moguel; también debemos mencionar a Raúl “Pinky” Rosado, quien además de ser un gran guía, era un fabulosos artista, pintor de acuarela, tinta china, relieves en cobre, y quien vendía sus trabajos a los turistas, por lo que su obra se encuentra en el extranjero; Francisco Javier Campos, que fue de los primeros guías que trabajaron los grupos de franceses.

Al iniciar sus operaciones Mérida Travel, se formó un pool al estilo cooperativa, entre ellos figuraron Carlos Rosado López, Efraín Flores, los hermanos Geovanni, Nelson y Rolando Ávila Ruíz, entre otros.

Quizá el mejor agente de viajes de su generación, es decir la década de los 50’s, fue mi compadre Rafael Orozco Padilla, meticuloso a la hora de cotizar los tours complicados, especialmente aquellos que eran solicitados raramente y que consistían en internarse en las selvas de Chiapas o el sur de Campeche, pero también disfrutaba estos largos tours acompañando a los grupos con las dificultades que significa atravesar la selva yucateca. Pero lo que todo mundo le admiraba era cuando salía a dar la cara por la agencia para explicarle a los clientes insatisfechos por fallas de servicio o sobreventas; no lo afectaba ni los gritos destemplados ni nada, él cumplía y se retiraba. Rafael siempre cumplía si había que levantarse para ir al aeropuerto, para verificar la salida de los grupos en el primer vuelo de la mañana, o para permanecer en el aeropuerto hasta que llegaba el último vuelo retardado… no tenía más horario que las necesidades de la agencia, de trato siempre afable, Rafael fue un verdadero maestro en la operación turística para mí y muchos compañeros un poco más jóvenes que él. Todo el mundo lo admiraba, hasta su fallecimiento en agosto de 2012.

rosario-vera-y-rafael-orozco-padrinos-de-margarita-rosado-van-der-gratch1

Los antiguos turisteros Rafael Orozco Padilla y Rosario Vera Ávila, padrinos de bautizo de Ana Margarita Rosado van der Gracht, y el S.J. Manuel Ramos Gómez Pérez.

 

En los años 60’s la expansión turística continúa, nuevos grupos empresariales participan en la actividad como: Don Chafic Charruf quien conserva la bella casona de los Martínez en la calle 59 y en el fondo del terreno construye la torre de habitaciones y demás servicios del Hotel Panamericana, Don Antonio Borge levanta el Hotel María del Carmen, cuyo primer gerente fue José Canto Barbachano, y una agencia de viajes del mismo nombre así como el Hotel Mara en Cozumel. Los hermanos Enrique y Gastón Cantarell inauguran Viajes Cozumel y la cadena de hoteles Príncipe Maya en Mérida, Chichén Itzá y Uxmal, y el Hotel Cantarell en Cozumel. Un grupo de inversionistas encabezados por Don Manuel Cáceres Baqueiro inaugura los hoteles Paseo de Montejo y Montejo Palace, Carlos Rojas Rejón construye el bello Hotel Castellano, conservando parte de la antigua herrería de la casona que durante años fue la Casa del Viajero, su primer gerente fue José Francisco Gancedo, a quien le sucedió Luis Mimenza; en la gerencia de ventas estaba la señora Milhú Triay Escalante, el jefe de recepción fue Manuel Castellanos, y el primer capitán del comedor fue José Luis Peniche, “el Huero”. Había otro recepcionista llamado Weyler, de quien no recuerdo su apellido. En el hotel funcionó durante breve tiempo un night club llamado “El Cid”.

La familia Martín inaugura el moderno hotel Los Aluxes, su primer gerente fue don Luis Mimenza, y en ventas Valerio Rivero. Algún tiempo después, Valerio se dirige a Akumal para trabajar en el hotel Akumal Caribe.

Poco antes de fallecer en 1964, Don Fernando Barbachano Peón, en sociedad con su hija Carmen Barbachano Gómez Rul establece su segunda agencia de viajes, Mérida Travel, de la cual va a ser su gerente

Fernando Barbachano Peón

Don Fernando Barbachano Peón

Don Ricardo Gutiérrez González|

Don Ricardo Gutiérrez y el Lic. Rosado.

 

Hernán Hernández Cámara1

Hernán Hernández Cámara.

 

operativo durante muchísimos años Don Ricardo Gutiérrez González; así mismo colaboran con la agencia Josefina Flores de Martínez, Hernán Hernández Cámara como jefe de los departamentos de correspondencia, reservaciones y tráfico, es prácticamente él quien opera la agencia, con su equipo: María Rosa Alcocer, Rita del Valle, Madó Silveira, Pedro Llanes Rubio, Dione Dennis, Bety Moreno y otros más; la agencia estaba originalmente en la casa de Don Fernando, el mismo lugar que había ocupado la agencia Barbachano y que actualmente es el Hotel Casa del Balam, en el aeropuerto el agente era Humberto Arjona y su contador general Julio Piña Monsreal, siendo su segundo Alberto Salazar.  También otras agencias empiezan a operar en la ciudad como: Rutas del Mayab con Lilia López Soberanis,  el Sr. Villegas, Mirna Pérez Canto; BUVISA de Camilo Cámara García.

Nuevas personas se incorporan ahora por docenas a la actividad turística como Milhu Triay, Luis Mimenza Cuevas, Doña Queta Juanes, Felipe Pérez Canto, José Antonio López Lavalle, Dolores Palomera, Alma Rejón, Wilberth González Fernández, Jorge Urcelay, Carlos Renán Cámara Sosa; Félix Rubio Villanueva también regresa de los Estados Unidos, labora como guía brevemente y se dedica a la rama empresarial como socio de una rentadora de autos, de una tienda de curiosidades, y funda la revista Mayaways, que edita hasta cincuenta números durante su larga vida y actualmente es hotelero.

De acuerdo a las palabras del Lic. Humberto Rosado Espínola, quien decía que en muchas partes del mundo el único folleto de México era el de Barbachano, debido a las decenas de miles de ejemplares que se repartían por todo el mundo,  así para 1955 el folleto número 23 tuvo una edición de 40,000 ejemplares; en 1962 el folleto de Yucatán “The Land That Is Like Not Other” tuvo un tiraje de 75,000 ejemplares, el folleto Yucatán-Cozumel 1970 alcanzó 200,000 ejemplares, así como las formas condensadas en español e inglés de 90,000 folletos cada una.  El Lic. Rosado Espínola quien dedico la mayor parte de su vida laboral al turismo hasta el mismo día de su fallecimiento el 13 de septiembre de 1988, en su carácter de administrador de las empresas turísticas, fue quien elaboró los primeros manuales de operación de turismo receptivo en Yucatán, impulsado por organizar y reglamentar esta actividad que crecía constantemente. Puede decirse que fue el primer maestro de turismo en nuestro estado y que muchos de los jóvenes que laboraron con él se convirtieron en personajes del turismo en Yucatán. La atención al visitante desde el momento de su llegada hasta su partida era responsabilidad de una persona, quien frecuentemente entablaba verdadera amistad con los viajeros; muchos regresaban a continuar su vacaciones a Yucatán o recomendaban a sus amigos y conocidos al guía que los había acompañado, escribiendo con anticipación para que este estuviese a su disposición al momento de su llegada. Este servicio que se llamaba privado, y que tanto prestigio le había dado a las agencias de viajes al llegar los años 70’s se cambió por el servicio de pool, más barato pero no de la misma calidad, así se empiezan a formar los numerosos pools, algunos de ellos todavía existen en nuestro medio.

Despedida de distinguidos visitantes: tercero de izquierda a derecha, Don Felipe Escalante Marín, con bolsa en mano; segunda de derecha a izquierda, Alma Reed, “Peregrina”, con un ramo de flores en la mano; y a la extrema derecha el escultor Rómulo Rozo, quien dió vida al Monumento a la Patria.

Pero permanece durante muchos años como Delegado Federal de Turismo Don Frank J. Vallado Peniche, quien con su amabilidad y firmeza condujo la Delegación del Estado con el apoyo de todos los operadores y  hoteleros de Yucatán.

Así mismo Don Eugenio Herrero García tuvo la representación de la Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas en el estado durante muchos años. Don Eugenio era quien supervisaba el tránsito de los vehículos de turismo en la península de Yucatán.

En los años 50’s Yucatán era un misterio para todos los que vivían fuera de la península, viajar a Yucatán era algo fuera de lo común y en Mérida los visitantes podían ver las numerosas veletas, albarradas blancas pintadas con cal, mestizas portando huipiles en una ciudad limpia y tranquila o andar en coches calesas, visitar el mercado en una ciudad de aproximadamente 120,000 habitantes que contiene una vegetación tropical que les llama mucho la atención hasta el día de hoy como los árboles de flamboyán y lluvia de oro, bugambilias o naranjas, aguacates y mangos. El verdor de la ciudad siempre le ha causado admiración a quien nos visita pero la costa era todavía más un lugar de ensueño desde que filmaron algunas películas en blanco y negro en la costa yucateca que hizo volar la imaginación de nacionales y extranjeros, así desde los años 50’s se pensó en desarrollar nuestra costa, se establecieron varios pequeños hoteles y otros servicios básicos.

Don Álvaro Gutiérrez, concesionario entonces de las cervecerías en Yucatán construyo el Hotel Bahía Bonita, localizado entre Chicxulub y San Bruno, que contenía varios bungalows, restaurante-bar, así como lanchas y barcos de vela para los clientes y hasta una pista de aterrizaje para avionetas.

Una muy conocida joven y bonita hotelera llamada Sarita Sosa Ortíz posó para hacer el folleto turístico de este destino y según información proporcionada por ella misma cincuenta años después entre risas aceptó haber sido la modelo.

Toda la transportación se hacía en taxis y autos de la cooperativa, así cuando en el verano de 1955 visita dos veces el barco turístico Silver Star la transportación de los 150 pasajeros que bajaron del barco para visitar Chichén Itzá fueron conducidos en una larga caravana de taxis, y al final les seguían 10 taxis vacíos por si algunos se averiaban en el camino y se podía cumplir sin contratiempos con el itinerario del barco que salía a las 7 de la noche.

Desde los años años 50’s hasta finales de los años 80’s un agente de viajes americano llamado Charles Finlay acompañado de su esposa, organizaba dos veces al año en diciembre y en febrero un viaje en ferrocarril, con duración de un mes cada uno, desde la frontera norte donde enganchaba una máquina y personal de Ferrocarriles Nacionales que arrastraban los vagones de un convoy americano: vagones coche-cama, el vagón bar-restaurant, otro que era usado como sala de reunión y al final un vagón para el uso exclusivo de los Finlay’s llamado “Margarita de Oro”, amueblado con lo más elegante, con un equipo de luces, sonido y naturalmente como todo el convoy con aire acondicionado. El Finlay Funtime Tour se detenía frecuentemente para que los clientes pernoctaran en cómodos hoteles, desde los pueblos mineros del norte hasta Mérida a donde llegaban generalmente una tarde, hay que aclarar que todos los clientes eran de la tercera edad por lo que el tour se hacía despacio.

ferrocarril

Una vez llegados a Mérida, pernoctaban una noche en la ciudad, dos noches en Chichén Itzá y dos noches en Uxmal. Antes de iniciar el viaje de regreso hacia el norte, Rafael Orozco se dirigía a Palenque, para verificar que todos los servicios estaban bien reservados, en especial los automóviles que tenía que reunir.

Tengo que agregar que los grupos era numerosos, alrededor de 120 pasajeros, y que la transportación durante los años 50’s y 60’s se hacía como se señala arriba, todo en taxis. A esta caravana le seguían varios taxis vacíos para asegurar el regreso de los clientes.

Naturalmente otros grupos también hacían la transportación de la misma manera, ya sean grupos organizados por las Cámaras de Comercio de Estados Unidos, o de las Universidades Americanas y otros grupos de turistas que venían a Yucatán.

Finalmente la transportación de grupos turísticos, se va hacer en autobuses, pero de los llamados de ruta, ya sea de Oriente, Peninsulares, Caribe, etc., hasta mediados de los años 70’s cuando se inaugura la primera transportadora turística de autobuses llamada Mayarama,Raul Rosado junto a un camión de Mayaramadirigida por Dalila León Castillo; esta apertura coincide con la llegada de numerosos grupos americanos, europeos, canadienses y mexicanos y al inaugurarse Can Cún abre sus oficinas en esa ciudad. Esta compañía tenía numerosos operadores como Mario “El Chanoc” Justiniano, David Uicab González, José Estrada, José Espadas, Ramón Rivero, Octavio León Castillo, Fabián Salazar, Carlos Miranda, Carlos “El Chapo” Cervera y muchos otros más.

Con la Olimpiada del 68 México acapara la atención mundial, y en especial la europea, hacia 1971 es el destino preferido de las grandes agencias europeas como: Kuoni, Jet Tours, I Grandi Viaggi, Nekermamm, etc, quienes en sus folletos proponen tours semanales a México y a la península de Yucatán en particular; por lo que los servicios de guía en otro idioma además del inglés se dispara y nuevos guías aparecen como: Eduardo González Nabté, Ángel Montero, Salim Isaac, Raúl Rosado Baeza, Braulio Quiñones, César Méndez Sánchez, Juan Vázquez Casanova, Víctor Ayuso Durán, y otros.

Manuel Quiñonez (Izq)1

Braulio Manuel Quiñones.

En los años 50’s tanto turistas como turisteros vestían elegantemente, de traje y corbata y hasta abrigos de pieles. Este es el antiguo aeropuerto de Mérida, propiedad de la Compañía Mexicana de Aviación, al frente el joven Rafael Orozco Padilla, acompañado de José Mercader Vado, con traje.

En esa época el viajero disfrutaba del viaje, desde el momento que llegaba al aeropuerto, atendido siempre con la máxima cortesía, al subir al avión lo primero que impresionaba era la música ambiental, apenas audible pero clara, la selección de la música siempre fue muy grata.

Al instalarse en el asiento recibía de la azafata el periódico local además de las revistas en el rack, en español e inglés. Los cócteles y bebidas se distribuían dos o tres veces; porque debo decirles que mientras uno disfrutaba su bebida favorita, las señoritas aeromozas le preguntaban que deseaba comer, ¿pollo con champiñones o puerco en salsa de manzana?, o si es vegetariano, postre, café, en fin, el servicio de primera. Los boletos no eran baratos, pero nada comparados con los de ahora.

Al llegar al destino, una de las aeromozas o representantes de la compañía encabezaba a los pasajeros hacia el carrusel respectivo para recoger el equipaje y si alguien no hablaba el idioma, ayudaba en la traducción.

De verdad que no estoy desvariando así se trataba a los clientes de la aerolínea, servicio, precio y cortesía, yo se que todo cambia, ¿pero tanto? Ya no existe la elegancia ni en el vestido ni en el trato, según recuerda Joana (flight attendant for Canadian Pacific Air during the 70’s) el peinado, maquillaje, pañoleta, la pintura de uñas impecables, el traje bien planchado y tacones altos todo el tiempo

El avión nos indica la época, el Lic. Humberto Rosado Espínola con visitantes distinguidos en el aeropuerto de la Compañía Mexicana de Aviación.

Publicd el 30 de enero de 2012 por el periódico Por Esto!

Publicada el 30 de Enero de 2012 por el periódico Por Esto!

11 comentarios
  1. Rory M. Campos permalink

    Its good to see this part of history of the yucatan in the early days! my granfater is mentioned in this part about Casa Camera ,Don Francisco Javier Campos Vazquez I remember those days and have a few pictures of my brothers and me there in the 60’s

  2. Elizabeth Campos y Campos permalink

    Hola, Yo pertenezco a una familia de turisteros, soy Elizabeth Campos, hija de Don Francisco J. Campos Vazquez y tuve el gusto de trabajar en los años 70 , con Don Felipe Escalante Marin y Rafael Orozco en Yucatan Trails.
    .

  3. Blanca Pérez permalink

    Padrísimo reportaje y mas porque mencionan a mi papa Ernesto Pérez Ruiz.

  4. avelino permalink

    excelente, magnifico trabajo sin duda una joya de nuestra historia en yucatan, felicidades
    avelino antuña manzanilla

  5. Hola Yo soy un Guía de Turismo actualmente sigo laborando en Lm transportadora un saludo a todos Javier Campos Campos.

  6. Luis Alberto Viadest Orozco permalink

    Que grato es leer este tipo de reportajes en donde se alude a cada uno de quienes formaron parte de esta historia, felicidades ! soy hijo de Luis Alberto Viades Valencia

    • Me acuerdo de tu papá en la Agencia Barbachano’s durante los años 60’s. Si tienes alguna foto de él o cualquier otra relacionada con esa época te agradecería mucho si pudieras compartirla.

  7. Buenisima recompilacion de parte de la historia. Pero, porque no mencionan mas de Don Hector y Don Luis Arana y su gran labor como los pioneros guias en Yucatan? Tambien se han olvidado de Jetta Jansen quien llego a Yucatan con la Sra. Francis y quien fue la primera gerenta del hotel hacienda Uxmal que junto con Sophia Gutierrez Otero la administradora en el 1954 empezaron a levantar lo que seria el Hotel Hacienda Uxmal en 1956. Manuel Ceballos Novelo fue el segundo gerente de este hotel por 30 años y Sophia Gutierrez (su esposa) siguio siendo la administradora por el mismo tiempo. Ellos fueron los que junto con Don Fernando y Carmen Barbachano, recibieron a multiple celebridades y miembros de la realeza, a Grace Kelly y Rainiero, La Reina Juliana y Princesa Beatriz de Holanda (luego regreso Beatriz con su esposo Klaus en su luna de miel), Leopoldo y Fabiola de Belgica, el Shah de Iran, el Mariscal Tito de Yugoslavia, Indira Gandhi, la Reina Isabel y el Principe Felipe, el Duque de Kent, Kurt Waldheim, Henry Kissinger, el Presidente Nixon, Pierre y Margaret Trudeau, etc. etc. Tambien no mencionan a la persona que creo e instalo el Luz y Sonido en Uxmal: Emile De Harven de la Phillips, Nederland, que fue quien tambien puso el show de Luz en Sonido en Cairo, y quien vivio en el hotel Hacienda Uxmal mientras trabajaba diariamente en la zona arqueologica. Hay mucha historia que contar!🙂

    • Estimada Erika, que Bueno saber de tí tu cresciste con todos Estes personas de la crónica, que lindos tiempos hacer el puuc, en jeep con don Héctor o Luis . Por favor tienes fotos de tus papás o cualquier otra persona. gracias Jorge Rosado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: